Frontpage Slideshow | Copyright © 2006-2011 JoomlaWorks Ltd.

 

Inicio Facebook twiter Contáctenos

 

Através del calendario mensual, queremos destacar una característica propia de los maristas.

 

En el mes de OCTUBRE será: "El hombre nunca sabe de lo que es capaz hasta que lo intenta".

 

Todos tenemos sueños, metas, ilusiones por alcanzar...

estamos finalizando nuestro año académico y esperamos que lo que deseábamos

para el año que iniciaba, hoy casi por terminar, tengamos varias metas logradas.

Sino es así, ánimo, no está todo perdido.

 

Su sueño...

 

         L

o sé todo; o para ser más honesto casi todo. No me cuentes tu historia, que es la misma de aquel niño puertorriqueño, de aquella patoja guatemalteca, de aquel adolescente tico, del otro cipote salvadoreño, e incluso de aquel maestro barbú nicaragüense. ¿Verdad que no les gusta leer mucho? ... Lo sabía.

 

Pero también sé que eres aventurero; que te encanta navegar por el Internet; que deliras por chatear; que anhelas experimentar emociones fuertes; que pasas de lo vulgar y rutinario; que te gusta el reto y ser descubridor de hazañas chispeantes. Maravilloso; eres el adolescente y el joven que estaba buscando. Precisamente para ti es mi invitación muy personal. Te necesito.

 

Ven conmigo y entremos en la vorágine del tiempo y en la selva de los países, para descubrir mi sueño, que puede ser el tuyo y que seguro es Su Sueño. Tu fuerza juvenil, la tecnología avanzada que dominas, la sangre joven que corre por tus venas buscando a Dios en sus criaturas, es el mejor apoyo que puedo recibir de ti para encontrar “Su sueño”, que será nuestro sueño.

 

He aquí las primeras señales; te favorecen mucho porque eres hijo de una época de signos y símbolos.

 

þ  El hombre que buscamos era extraterrestre en sus ideas.

þ  Su sueño volaba por las nubes del firmamento del siglo XIX.

þ  Nació con una luz en su pecho, que luego iluminaría pueblos en tinieblas.

þ  Su cuna fue de humilde y sencillo origen.

þ  Descubrió que los niños y los jóvenes, son las mayores riquezas y tesoros de los pueblos.

þ  Rompió la barrera del sonido, cuando lanzó al espacio de los siglos, aquellas palabras proféticas que hoy repiten miles de páginas de los libros, como ríos de sabiduría científica y popular: “Para educar a un niño hay que amarlo”.

þ  Descubrió un camino misterioso para llegar a Dios; su sendero y atajo preferido fue María. “Todo a Jesús por María, Todo a María para Jesús”.